07 octubre 2014

Tutorial para Modelar Decoraciones de Halloween

Todavía no sé de qué me disfrazaré este año para Halloween. No sé si lo pasaré en la ciudad o mejor en el pueblo. Tal vez hagamos una cena y sea la encargada del postre, o quizá yo sea la anfitriona y monte mi primera mesa dulce. ¿Quién sabe? Lo que sí tengo muy claro es que sea como sea, voy a tener que ocuparme del dulce, así que iré preparando decoraciones comestibles que los adornen a la perfección.
Hoy modelaremos una cesta de calabaza, una escoba y un gato negro que son perfectos para los psicodélicos cupcakes que seguro prepararéis.

CESTA DE CALABAZA

INGREDIENTES:

- 30g de fondant
- Colorante Naranja (Yo usé el de Wilton) y Negro (Yo usé el de Sugarflair) en pasta
- Herramientas para fondant

PROCESO

PASO 1)

Teñimos la mayor parte del fondant del color naranja y tan sólo un pellizquito de color negro.

PASO 2)

Hacemos una bola de fondant naranja y con la herramienta que es un palito abrimos la parte de arriba tal como se muestra en la imagen.



PASO 3)

Agrandamos el agujero hasta que nos quepa el dedo índice y después con una esteca marcamos las líneas típicas de una calabaza.


PASO 4)

Con la herramienta que muestro en la imagen (disculpad mi ignorancia, no soy experta en modelaje ni mucho menos) marcaremos dos triángulos para los ojos y una boca irregular.



PASO 5)

Presionamos de nuevo con la misma herramienta para quitar el exceso de pasta y que se haga un agujero. NO LO HAREMOS NUNCA CON TIJERAS.


PASO 6)

Cogemos un poco de pasta naranja la estiramos y le vamos dando forma, la marcaremos también con la esteca para que quede igual que el resto de la calabaza.




PASO 7)

Haremos un churrito con pasta negra y se lo colocaremos a la tapa de la cesta.



PASO 8)

Lo unimos todo y tenemos lista nuestra cestita de calabaza. A mí me gusta ponerle un par de lacasitos o un caramelo dentro para que la decoración también tenga sorpresa. ¿Qué os parece?




GATO NEGRO

INGREDIENTES :

- 12g de Fondant
- Colorante Negro en Pasta (Yo usé el de Sugarflair)
- Rotulador comestible negro
- Agua
- Herramientas de Fondant

PROCESO:

PASO 1)

Teñimos el fondant de color negro. Hacemos un cilindro y lo partimos a la mitad.

PASO 2)

Hacemos una bola y le damos forma de "pera achatada" como en la fotografía para obtener el cuerpo.



PASO 3)

Cogemos otro pedacito de fondant, lo hacemos una pelota y lo pegamos con agua al cuerpo para condeguir así la cara del gato.


PASO 4)

Con dos trozos pequeños de pasta negra haremos dos bolas, las aplastaremos un poco y por la parte de arriba las pellizcaremos para que cojan la forma de orejas. Con la herramienta que se muestra en la imagen presionamos un poco en el centro para crear un hueco que le de más realismo a las orejitas. Las pegamos sobre la cabeza del gato.


PASO 5)

Pondremos dos bolitas pequeñas de fondant blanco para los ojos y dos negras un poco aplastadas que formaran las patas (para hacer la marca de los "dedos" usar la esteca presionando sobre el fondant SIN cortar)


PASO 6)

Haremos un churro con pasta negra y lo enroscaremos en un palo para formar una cola con movimiento y dejamos secar.


PASO 7)

Con el rotulador negro comestible pintaremos el centro de los ojos con una línea vertical. Pegaremos la cola una vez seca con un pincel y un poco de agua y tendremos nuestro gato negro terminado. En la foto tan a penas se aprecian los detalles por tratarse del color negro, lo siento.




ESCOBA DE BRUJA

INGREDIENTES:

- 3g de Fondant que teñiremos de naranja o marrón
- 1g de Fondant que teñiremos de negro
- Colorantes en pasta Negro y Naranja
- Agua
- Esteca

PROCESO:

PASO 1)

Para el palo de la escoba haremos un churro con fondant negro. Si queremos un palo rígido que se aguante de pie lo atravesaremos con un palillo humedecido.


PASO 2)

Con la pasta naranja haremos una bola que convertiremos en pera.


PASO 3)

La aplastaremos y con una esteca marcaremos los pelitos típicos de una escoba.


PASO 4)

Uniremos el palo de la escoba a la parte de los pelitos y para disimularlo lo cubriremos con un trocito de fondant del color que más nos guste y ya la tenemos lista para nuestras decoraciones.



¿A que es más sencillo de lo que imaginabais? Pues ya no tenéis escusa para no hacerlas. Y vosotros, ¿con qué decoráis vuestras terroríficas tartas y cupcakes?